Una playa con todas las comodidades para un bebé

A la hora de preparar las primeas vacaciones familiares a toda madre primeriza le asaltan dudas como el destino concreto, las comodidades que habrá o necesitará en el lugar de alojamiento, qué cosas es necesario llevar,…

Una playa con todas las comodidades para un bebé

Al final, poco importan si nos vamos un fin de semana o una quincena, terminamos cargando el coche con todo lo que consideramos necesario, dejando el armario del bebé vacío y el maletero lleno de cosas que probablemente no usemos en todas las vacaciones.

Lo primero que tenemos que hacer es ver el destino al que queremos ir, si playa, montaña o una ciudad. Si optáis por playa, en Sant Antoni de Calonge, Girona, han creado una playa con todas las comodidades para el bebé y sus padres. Tiene un recinto donde se puede guardar las sillas de paseo, un microondas para calentar el biberón o el puré y un cambiador, además de charlas y clases para los papás y mamás.

Sinceramente, me parece que está muy bien está iniciativa, pero no tenemos que perder de vista que el sol, por lo tanto la playa, está desaconsejada para bebés. Si vamos a la playa, tendremos que tener cuidado con el sol, el agua, la arena,… ya que como todas sabemos, la forma de experimentar de los más pequeños es meterse todo lo que pillan en la boca, dando igual lo que sea, por lo que posiblemente comerán arena.  Carlota hasta que cumplió el año no fue por primera vez a la playa, pero claro está que si en vez de ser hija única hubiese sido la segunda, las cosas habrían cambiado. Los cuidados extremos que tenemos cuando son los primeros hijos no los tenemos con los segundos, terceros,…  O por lo menos eso intuyo y veo en otras madres. A lo que me refiero, en el caso de la playa, es muy claro. No podemos dejar al hijo mayor sin ir a la playa durante todo el verano porque su hermanito tiene 6 meses, por lo que intentaremos apañarnos lo mejor posible, pero iremos todo a pasar la mañana a la playa sí o sí, por lo menos algún día.

Sé que todavía Carlota no tiene un hermano, pero por el comportamiento de la mayoría de las madres de la urbanización, sé que cedemos en muchas cosas relacionadas con la seguridad del pequeño para que el mayor pueda seguir jugando y disfrutando del parque, la playa,…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *